Punto y aparte.

España mantiene en estos momentos una fuerza de 585 militares y 14 guardias civiles destinados en la localidad Kosovar de Istok. La razón de ser de esta misión de paz, es “garantizar la seguridad y estabilidad de la zona”.  Esta misión de paz está liderada por la OTAN y forma parte de la fuerza multinacional KFOR allí destinada.

 

Las fuerzas españolas operan en la localidad de Istok, como he comentado antes, desplegadas principalmente en “Base España”, pero desde el pasado 15 de mayo, se encuentran incluidas en la Agrupación Oeste, bajo mando italiano, cuyo cuartel general se encuentra en la localidad de Pec.

 

Desgraciadamente no hay guerra sin víctimas y, en este caso,durante todo el despliegue de tropas españolas, han muerto un total de 10 soldados por distintas causas alejadas todas ellas de acciones de combate (accidentes y muertes naturales).  Desde la secesión  de Serbia el pasado año, el ejecutivo español no ha reconocido el Estado de Kosovo. En su última visita a este territorio, la Ministra de Defensa Carmen Chacón ha anunciado, en “viva voce” a los efectivos allí destacados, la intención de retirarlos escalonadamente ante la sorpresa de los mandos allí concentrados. Por su parte el Presidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero, justifica la retirada de las tropas, como una manifestación de coherencia política tras no reconocer su independencia.

 

La OTAN tilda de “unilateral y a destiempo” la decisión, según el Secretario General de la OTAN, Jaap de Hoop Scheffer, ya que “no se dan las condiciones de seguridad ni políticas en la zona”. “Cualquier cambio significativo en la talla o estructura de la KFOR debería ser resultado de una decisión dentro de la Alianza en el momento en el que haya un acuerdo acerca de que se dan las condiciones políticas y de seguridad en Kosovo, y ese momento todavía no ha llegado”, dijo Scheffer tras el anuncio.


Como colofón creo que este anuncio ha servido como mecha para que la oposición encabezada por el PP, haya hecho campaña de un asunto de esta envergadura y ha comentado que “se han equivocado en la forma, se han equivocado en los tiempos, están desorientados dentro del propio Gobierno, no se sabe exactamente cuál es la posición ni del Presidente ni del Ministro de Asuntos Exteriores ni de la Ministra de Defensa, y ni siquiera se sabe si tienen la misma posición. Han sorprendido a la OTAN y a todos nuestros aliados, y han generado un problema de incalculables consecuencias”.

 

Particularmente creo que se ha dado una descoordinación tanto en el anuncio, como en las formas de plantear esa retirada, dado que al pertenecer España al Consejo de Seguridad de la OTAN, como miembro activo de esta organización, ha debido plantear este asunto ante la asamblea y respetar el procedimiento que canaliza dicha institución.

 

Lady Muñoz Rodríguez

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s