La “mala base” del país

Si os digo la verdad soy de esas que en cuanto hablan de política en el telediario, por ejemplo, encuentro la ocasión perfecta para ir a la cocina a por algo olvidado. Otras veces, sin embargo, intento ver esas noticas pero tarde o temprano, desconecto pensando que esos temas a mí, me tocan demasiado lejos.

Hoy en día, los representantes políticos han hecho que no veamos esta actividad con demasiados buenos ojos. Gracias a ellos la política se encuentra ampliamente desprestigiada, haciendo que la gente no se involucre en la vida política del país.

Sin embargo, al plantearme los fines y logros que ejerce esta disciplina, me doy cuenta de que sin mirar partidos, ministros, representantes o colores, la política es sin duda el primer ladrillo que conforma un estado.

Es aquella cuyos representantes luchan por el bienestar de su pueblo, por un sistema de salud adecuado, por una economía que nos beneficie a todos y lo más importante, se encarga de representarnos en el exterior.

La política es necesaria sin duda. Mejor no pensar siquiera en lo que supondría un mundo en el que nadie marcara las pautas y directrices a seguir en nuestro día a día.

Dirigir es una actividad muy atractiva, pero no es fácil, te conviertes en “responsable” de millones de personas y eso, nos guste o no, debe ser valorado y reconocido.

 

Sara Moreno

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s