La polémica del velo desde el punto de vista de ABC, El País y La Razón.

El tema que yo voy a tratar, es el tema de Najwa Malha, una vecina de Pozuelo de Alarcón en Madrid, que quiere asistir a clase con el “Hiyab” pese a que el reglamento de su centro escolar prohíbe cubrirse la cabeza con cualquier elemento, Najwa defiende el uso del velo por motivos religiosos.

Voy a analizar la noticia desde tres periódicos y por tanto tres puntos de vista, estos periódicos son: El País, La Razón y ABC.

El País:

Trata la noticia a modo de reportaje, con el titulo “¿Velo de sumisión o de rebeldía?” Comienza hablando de cómo el velo está causando tanta polémica en España, algo muy parecido a lo que pasó con la invención del bikini.

El reportaje, prosigue con la opinión de diversos personajes destacados con respecto al tema, como es el caso de Najat El Hachmi, una escritora catalana, nacida en Marruecos que llevó el “Hiyab” cuándo esta tenía 20 años, defiende que la adolescencia es una época muy complicada y el uso del velo es una crisis de identidad como la que pasan muchos jóvenes con etapas punk, gótica…

El periodista defiende el uso del velo por parte de la chica cuándo este en la calle, siempre y cuándo la decisión sea suya y no sea impuesta por su padre, madre, hermanos, vecinos o el imán. La corresponsal diplomática del diario Al Ahram Hebdo, Randa Achmawi, pide que hay que respetar la decisión de la chica sea cual sea, ponerse el velo o no, pero también comenta que la integración de los seguidores del Islam será mayor cuanto antes se adapten a las costumbres locales.

Se trata también la opinión de personas como la escritora Mohamed Bensalah o el movimiento feminista francés “Ni putas, ni sumisas” que defienden unas escuelas dónde se veten los símbolos religiosos.

El gabinete de Zapatero, trabaja en una futura Ley de Libertad Religiosa, pero esta no es inminente, el ejecutivo a día de hoy no es partidario de prohibir ni permitir nada.

El profesor del Historia del Islam de la Universidad Autónoma de Madrid Bernabé López advierte, que hay que tomar el tema con delicadeza ya que es un tema que puede traer muchas consecuencias, puede abrir la caja de los truenos.

La Razón:

El titulo de la noticia es “Un velo de discordia en la escuela”. Comienza haciendo un breve resumen de la historia de Najwa y el uso del velo en su colegio de Pozuelo de Alarcón. También toma la opinión en contra del velo de asociaciaciones como:  La Confederación Católica Nacional de Padres de Familia y Padres de Alumnos (Concapa) y la Confederación Española de Madres y Padres de Alumnos (Ceapa) y  El Movimiento Laico Progresista.

El periodista prosigue recogiendo opiniones de políticos respecto a este tema, como Esperanza Aguirre (presidenta de la Comunidad de Madrid), que dice que no se puede llevar la cabeza tapada en un centro ni por esta prenda ni por ninguna otra, David Perez (PSOE) que opina que son los centros los que deben formar las normas respecto a este tema o Manuel Chaves (vicepresidente tercero del gobierno) que también aboga por que los colegios formen sus normas, aunque sean los gobiernos autonómicos los que tienen la última palabra.

La noticia en este diario hace mucho hincapié en la postura del gobierno francés, que de la mano de Sarkozy, ha prohibido el uso del velo, ya no solo en edificios públicos si no también en la calle, el primer ministro francés opina que el velo es una prenda que degrada a la mujer. También se destaca cómo en Francia, un país donde hay muchos más musulmanes que en España, la prohibición del velo no ha tenido una gran repercusión, sólo una minoría se ha mostrado reticente respecto al tema.

Para acabar se recogen declaraciones contrarias del gobierno respecto al tema, Trinidad Jiménez (ministra sanidad), declara que el uso del velo, es algo que no molesta a nadie, por otro lado, Biniana Aído (ministra de igualdad)  opina que no le gusta que ninguna mujer  este cubierta por el velo.

ABC:

“Hiyab”: Las mil caras del pañuelo de la discordia. Así es como el diario ABC titula la noticia. Primero el periodista comienza escribiendo sobre las diversas interpretaciones del velo, como son el considerarlo como un elemento forzoso en la mujer y retrogrado, como una manifestación libre de la fe o como un atuendo meramente social desvinculado de la religión.

El articulo prosigue contando la historía de Najwa y el periodista, se hace una pregunta, el periodista cuestiona que el uso del velo tenga un carácter religioso como le da la niña afectada y su entorno, recoge unas declaraciones de Laure Rodríguez, de la Unión de Mujeres Musulmanas en España, que dice que el uso del velo no tienen ninguna naturaleza religiosa, que es una prenda más. Por otro lado, el Imán de Pozuelo de Alarcón y amigo de la familia de Najwa comenta que es una práctica religiosa y una obligación para la mujer.

Posteriormente, el articulo habla de la situación actual de Najwa que para el año que viene tiene pensado cambiar de colegio, dónde si que aceptan el velo, pero que a estas alturas de curso, no se plantean en cambiarla de colegio. También se indica que la chica está atosigada por los medios de comunicación y está bajo tratamiento psicológico.

Para acabar la noticia habla de que es posible llevar el velo en algunos colegios y en otros no, producto de la ausencia de leyes al respecto. Comenta que el gobierno de Zapatero está en proceso de creación de una ley al respecto y que asociaciones como CONCAPA o Federación Española de Religiosos en la Enseñanza (FERE) se muestran reacios a esta nueva ley que dará a luz próximamente.

Análisis:

El periódico EL PAÍS, se limita a contar los hechos tal y cómo han pasado, sin dar ninguna aportación crítica al tema ni positiva, ni negativa. Incluso el titular“¿Velo de sumisión o de rebeldía?” hace una pregunta al lector, la cual no se contesta en el interior de la noticia, el texto lo deja en el aire y será el propio lector el que deba responderla, al leer la información.

Si observamos el diario LA RAZÓN, el titular de la noticia es “Un velo de discordia en la escuela” ya da la sensación que el uso del velo es algo negativo, algo conflictivo, por lo menos a mi me da esas connotaciones el titular. Toma declaraciones de asociaciones en contra del velo, incluso las de asociaciones laicas. Hace gran hincapié en el ejemplo de la Francía de Sarkozy, por la que han prohibido el uso del velo tanto en la calle como en edificios públicos, dando la sensación de querer mandar el mensaje de que está es la solución que debe tomar el gobierno de Zapatero al respecto.

La cosa no acaba aquí y recoge supuestas opiniones enfrentadas de miembros del gobierno, en un apartado llamado División de opiniones en el Gobierno:

A favor:

Trinidad Jiménez, ministra de Sanidad

«La polémica no tiene sentido. Llevar el “hiyab” es algo que no molesta a nadie»

En contra:

Biniana Aído. Ministra de Igualdad

«No me gusta ningún velo que cubra a las mujeres. La clave es el respeto»

Sinceramente, estas declaraciones no me parecen opiniones discordantes con tintes de polémica como la que da la sensación que quiere crear el periódico, con respecto al tema del velo,  ya que si continuamos leyendo la opinión de Biniana Aído y no nos limitamos a leer sólo el titular destacado en negrita, vemos como ella da una opinión personal al igual que Trinidad Jiménez, ambas se deben a un gobierno que debe tomar las decisiones más acertadas para el país y sus ciudadanos y las opiniones personales de ellas están ahí, pero no son decisivas a la hora de tomar una decisión, en teoría debe primar lo que sea bueno para la gente, aunque tú opinión personal sea totalmente distinta.

El diario ABC por su parte al igual que LA RAZÓN, recoge opiniones de asociaciones de carácter religioso que están en contra del velo, evidentemente asociaciones religiosas de carácter católico, por lo cuál, es evidente que se muestren contrarías al uso del velo. La única opinión positiva que se toma en el diario ABC con respecto al velo es la del Imán de la mezquita de Pozuelo, el pueblo dónde vive Najwa.

Daniel Rodríguez Gómez

5 Respuestas a “La polémica del velo desde el punto de vista de ABC, El País y La Razón.

  1. PAÑUELO SI, PAÑUELO NO ¿ESA ES LA CUESTIÓN?

    Quienes creemos firmemente en la Democracia y luchamos para que nuestras sociedades se transformen en espacios inclusivos, nos sentimos cruelmente decepcionados con algunas de las posturas que en estas semanas se están expresando.

    Me pregunto si realmente, el debate sobre el pañuelo de la mujer musulmana en la escuela es el interés real y prioritario de estas manifestaciones. De alguna u otra manera, se están poniendo al descubierto ciertos tintes discriminatorios y por qué no decirlo, el preludio de una tímida islamofobia, reflejo y contagio de la ya existente en Europa.

    La islamofobia, que no es otra cosa que el miedo irracional, en este caso al Islam, se alimenta del temor a lo desconocido, o lo que es peor, a la asociación de determinadas prácticas y tradiciones que nada tienen que ver con el Islam y que ponen en tela de juicio el respeto a los derechos fundamentales de las mujeres musulmanas.

    Uno de los argumentos principales que se están esgrimiendo en este debate nacional, no es el referido en sí al uso de ?símbolos religiosos? dentro de la escuela sino, el supuesto significado del hiyab. Así, el postulado de la mayor parte de la sociedad (no musulmana), es la de considerar esta prenda como un símbolo de subordinación y discriminación de la mujer, y por ende, debe ser suprimido.

    La cosmología islámica es clara en defender que cualquier acto de fe (como lo es el uso del hiyab) incumbe exclusivamente al individuo, sin que absolutamente nadie pueda entrar a preguntar, recriminar y/o cuestionar su ejercicio. De igual forma, la Constitución española, en el segundo punto del artículo 16, deja claro que ?Nadie podrá ser obligado a declarar sobre su ideología, religión o creencias?.

    Desde este punto de vista, que el pañuelo de las mujeres sea copado en la esfera pública y se genere un debate colectivo, no hace sino vulnerar un derecho fundamental como lo es el de la intimidad, en el que una vez más, las mujeres somos objeto pasivo de estudio y no sujetos activos de participación.

    Las mujeres musulmanas ¿tendremos algo que decir al respecto?, ¿tenemos capacidad para utilizar nuestro legítimo derecho a la libertad de expresión? Evidentemente sí, puesto que quienes luchamos en el día a día por generar sociedades participativas y basadas en el respeto democrático, creemos firmemente que nuestras opiniones, como la de los demás, deben estar consideradas como el resto de la ciudadanía. Simplemente, porque las mujeres musulmanas, también formamos parte de esta sociedad.

    Imaginemos por un momento, de manera hipotética, que esto fuera cierto, que verdaderamente el pañuelo fuera un símbolo de opresión hacia la mujer. ¿No sería lógico que fuese el propio colectivo de mujeres musulmanas que reivindicase su supresión? ¿O es que acaso, se cree que las mujeres musulmanas somos seres inútiles, “cuerpos sin cabeza” y sin capacidad racional?

    Una vez más, emergen determinados postulados paternalistas que quieren venir a poner voz a quienes ya la tienen, abanderando una cuestión que no les afecta en primera instancia. Parece que vuelve a abrirse el baúl de los recuerdos, rescatando las mismas argumentaciones coloniales de antaño que defendían los valores “europeos” como los válidos y universales. Quienes intentan defender la causa de las mujeres musulmanas, acallando sus voces, no hacen sino repetir un esquema hegemónico de imposición que nada tiene que ver con el sistema democrático y con el respeto a la diferencia que desde nuestras leyes se están proclamando.

    Somos nosotras, las mujeres musulmanas, quienes tenemos que crear nuestras propias agendas y priorizar cuestiones que verdaderamente son importantes. Precisamos empoderar al género femenino musulmán, ocupar el espacio público, alcanzar puestos de decisión y por encima de todo, universalizar la educación, porque es nuestro derecho como mujeres y nuestro deber como musulmanas.

    ¡Eso es lo verdaderamente importante! Que se haga con pañuelo o sin él, es lo de menos, urge preservar nuestro legítimo derecho a defender nuestras convicciones y poner en práctica, con total libertad, nuestras creencias, también en el espacio público. Porque lo público no puede separarse de lo privado.

    M. Laure Rodríguez Quiroga
    Presidenta de la Unión de Mujeres Musulmanas de España y Directora de la Consultora Social e Intercultural Torre de Babel

  2. En primer lugar, creo que los medios han hecho de este tema algo mucho más importante de lo que es, y pienso que simplemente es porque quieren provocar un debate en la sociedad con casos como éste para que se modifique o se cree una ley religiosa.
    En segundo lugar, creo que el tema se ha tergiversado o exagerado, favoreciendo la polémica; tengo entendido, que en ese colegio no se la “sanciona” por llevar un velo islámico, sino que las reglas del colegio sancionan a los alumnos por llevar cualquier tipo de pañuelo, gorra u otro artilugio en la cabeza. Las reglas no se las inventa e improvisa el director; las reglas de un colegio se aprueban por consenso junto con los padres cuando se realizan los procesos de legislación propia de cada colegio. Es decir, esa regla está aceptada y refutada por los padres, o al menos la mayoría. Por ello, se está hincapié en el caracter religioso, y por tanto en la conducta racista desde un punto de vista más radical por parte del colegio, en vez de aceptar una simple regla de un colegio.
    La chica musulmana debería haber sabido esto antes de entrar al instituto, ya que otros colegios no prohiben llevar nada, o en un caso más razonable, si en el colegio saben que hay gente de procedencia musulmana, modificar las reglas.
    En mi opinión no creo que sea una cuestión de racismo, simplemente de reglas de un colegio.

    Por otra parte, respecto al último comentario, estoy de acuerdo solo parcialmente; nadie tiene que hablar por un colectivo sin primero escuchar su voz, y también hay que respetar la decisión propia de cada mujer, nadie las obliga.
    Creo que es algo demagógico decir que si la sociedad europea piensa que las mujeres musulmanas son colectivos “inútiles, cuerpos sin cabeza, y sin capacidad racional”, porque sería generalizar, que es justamente lo que se achaca a esa propia sociedad que es lo que hace con la sociedad musulmana:generalizar; y segundo, creo que como persona no musulmana, pero muy respetuosa, sí es cierto que personalmente me choca mucho y veo cierta incoherencia en que una persona, o mejor dicho, un colectivo, proclame su “independencia de pensamiento”, y sus derechos propios en su religión como mujeres, cuando llevan la cara tapada y la sociedad femenina está claramente subordinada al hombre; no sé a qué tipos de derechos se aspira cuando se está conforme con esta situación y se acepta estar de por sí un escalón por debajo.

    El artículo es muy bueno, y la reflexión da lugar a muchos comentarios y puntos de vista, ya que es algo que compartimos actualmente y vemos día a día en una sociedad muy mezclada culturalmente.
    Roberto Gómez

  3. Está bastante claro que es un tema delicado y sea cuál sea la decisión que se tome al final no va a tener contentos a todos, pero hay un elemento importante y parece que se olvida, detrás de todo este caso hay una chica menor de edad, y lo que sí que me parece lamentable es la cantidad de medios de comunicación que hay a las puertas del colegio intentando recoger declaraciones de la chica o fotógrafos intentando captar la instantánea en la que se ve entrando a Najwa en su nuevo centro educativo o el centro San Juan de la Cruz, que un principio si permitía el uso del velo en su centro e iba a ser el nuevo centro de Najwa, cambiase ayer la normativa para no acoger a la chica como alumna. Me da la sensación de que se está tratando a la chica como si de un delincuente se tratase y estamos hablando de una chica que quiere ir al colegio algo que es un DERECHO y se está olvidando.

    Daniel Rodríguez Gómez.

  4. Es, sin duda, un tema muy delicado y, como bien dice Roberto, los medios quieren crear polémica entre la sociedad para definir una ley de libertad religiosa.
    Sin embargo, lo que no me parece justo es que una mujer que vaya a un país musulmán tenga que acatar sus normas a rajatabla sin ningún ápice de libertad religiosa. De la misma manera, y hasta que no cambien las cosas, esto será igual en España.
    Las costumbres de cada país son diferentes y hasta que no haya consenso no se va a solucionar nada.
    Para mí el pañuelo no sólo oprime a las mujeres con respecto a los hombres, sino también con respecto a las propias mujeres españolas y eso me parece degradante.
    Si dedicen llevarlo que sea por elección propia y personal, no por miedo a represalias.
    Lo ideal sería que esta práctica se adaptase a las normas de cualquier centro.
    De todas formas la situación tiene que cambiar muchísimo y tal y como están las cosas este tema dará mucho que hablar.

  5. Hace como unos 40 años atrás, las mujeres aqui en España teníamos que ir vestidas con “dignidad y honestidad” .Y nuestras mujeres de los pueblos usaban pañuelos en la cabeza y vestían siempre de negro¿Se ha olvidado ya eso? Era libertad? Lo decidíamos nosotras?
    Lo acatábamos porque era lo socialmente aceptable….establecido …indiscutible…
    Ni siquiera las mujeres abriamos la boca, pensábamos que era lo justo..
    Pues eso es lo que le pasa a las otras, a las que tienen que usar velo o burka. Pero ellas pueden perder su vida, literalmente, si no cumplen sus principios.Hace muy poco nos han restramitido por TV la lapidación de una joven , creo que Iran.En el siglo XXI ¡Era terrible¡Tirada en el suelo, rodeada de “santos varones”, que cada uno tiró su pedrusco , hasta que no le quedó un álito de vida.
    No se trata de temor a lo desconocido, como alega el artículo. ¡Es muy conocido¡(ya solo por el hecho de que en España ha durado 8 siglos la dominación musulmana).
    Dentro de 30 años y según el pronóstico de los expertos, y a la vista de los 52 millones de musulmanes en occidente, el presidente francés ,será musulman, y a partir de ahí, el resto de los países “en hilera”
    Y no se adaptarían ellos a la democracia y valores occidentales, tendríamos que aceptar nosotros sus imposiciones totales,(Su Código Civil , es el Coran)
    A los mayores no nos pilla, pero a nuestras nietas sí. Y yo no quiero eso para las mías, después de tantos años de lucha, sangre y lágrimas, por igualdad de derechos.
    El velo es un símbolo religioso.Un símbolo de sumisión. Sin discusión. Y puede que nosotros no tengamos porque inmiscuirnos en sus asuntos……….. pero dentro de su país , porque aqui en en el nuestro, como estado de derecho, se aplica nuestra ley, (Constitución, código Civil, Derechos Humanos,etc..) la que dice que todos , ellos y ellas, somos iguales ante la ley
    Y , ya poniéndonos en el tema religioso, en estos momentos en que se está desbancando de nuestra sociedad, el cristianismo (base de la cultura occidental), mucho menos tendremos que aceptar que se nos impongan principios religiosos ajenos.
    Cuando estamos en una casa ajena , respetamos las costumbres del anfitrión. Por lo tanto, aquellos que acceden a nuestros país, o a Europa entera, tiene que aceptar las normas que nos han llevado al grado de bienestar que disfrutamos en estos momentos y que no se pueden conculcar en aras de una falsa libertad de expresión o de actuación.
    Los españoles hemos sido emigrantes casi toda la vida, pero hemos tenido que adaptarnos a los usos y costumbres de todos aquellos países en los que hemos estado .
    Por lo tanto, y sin discusión, los que a europa llegan deben cumplir las normas aquí establecidas, que son “de acuerdo a derecho”
    ¿¿Podemos nosotras, las occidentales,ya solo digo , vestidas a nuestra usanza, visitar sus países? ¿¿Verdad que no??

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s