Caso Totana y principios nazis

Mi artículo tratará sobre los principios de propaganda nazi de Goebbels, los cuales se representan muy bien en el “caso de Totana” ocurrido en Murcia en 2007.

Dos días antes de las Elecciones Generales del 9 de Marzo, en Totana, el Partido Popular convocó un Pleno Extraordinario para tratar un presunto Boicot a comerciantes de la zona, promovido según dicen los denunciantes, desde un foro de Internet.

La indigna farsa del Pleno, que bien representó el Portavoz del PP, Valverde Reina, siguiendo posiblemente las directrices de su particular Gabinete de Prensa, representando muy bien a Goebbels con sus 9 principios fundamentales de la propaganda nazi, fué rescatada en Totana con una destreza maquiavélica digna de ser denunciada, difundida para la cultura ciudadana y posterior neutralización.
Para empezar, todo comienza en un foro del municipio de Totana de tintes progresistas, en donde aparece una lista de comercios a boicotear por apoyar a un Alcalde procesado. Este hecho resulta insignificante debido a las pocas visitas del foro en su momento. Pero, el PP en vez de ajustarse a las verdaderas circunstancias, decidió transformar este hecho en otro de suma trascendencia para poder convocar el Pleno Extraordinario, e incluso llevarlo a los Tribunales de Justicia. (4º Principio de Goebbels: Principio de la exageración y desfiguración.)

Para esta trama, los seguidores del PP, necesitaron aunar a los enemigos, reuniéndolos en una misma categoría (2º Principio del método de contagio) , para ello metieron al PSOE, a los foreros y de refilón a IU dentro de una mismo saco de enemigos a batir, englobándolos a todos como “esa gente que se une y que están en contra de los comerciantes que se manifiestan y que quieren boicotear, y que además van en contra de apoyar a Pepe (Alcalde procesado).
El 3º Principio de la transposición, que consiste en trasladar al adversario los propios errores o defectos, y esos hace ni más ni menos que confrontar a los ciudadanos entre sí, cosa que han estado haciendo constantemente para no reconocer sus errores y presuntos delitos a lo largo de la legislatura, por eso los “rojos” y su entorno son los que comenten errores.
Pepe echó de la candidatura a la alcaldía a Juan Morales por todas las pruebas que acumuló contra él.

Pero, para ellos, los neo-fascistas, la culpa no es de su mentor Juan Morales, que estuvo militando en el PP durante 20 años, sino que le echaron la culpa de todos sus males a los rojos, a los internautas, foreros y personajes de ficción. Ya se escuchaban los gritos de la consigna a difundir por todo el pueblo: “¡Todos los socialistas colgados y los de Izquierda Unida también!”.

Así que resumiendo, ya tenían la maquinaria en marcha: Un único enemigo, una noticia intrascendente elevada a peligrosa y unas víctimas que han inventado, tratando de sumar fallidamente, por suerte, a organizaciones de comerciantes y empresarios en una causa común, contra los “rojos malos que no quieren a Totana”, tratando de generar odios hacia esos grupos, que solo se expresan libremente sin cometer delito alguno.

Se suma a esto las tergiversaciones y mentiras sobre una foto en la que se apuntaba obsesivamente hacia una persona, como queriendo dar a entender de que si estaba antes en un partido y ahora está en otros. No solo esto es todo, sino que además se fué apuntalando blogs de Concejales socialistas y se fue creando una posterior campaña de acoso y derribo al comentarista Gines Rosa y al líder Socialista Juan Francisco Otálora, sacándole los trapos sucios y repartiendo panfletos callejeros.

Y todo esto ¿para qué? Pues para tapar aquello que no les interesa que la gente hable (10º principio de la silenciación) , que consiste en las imputaciones de su Alcalde, de un Diputado esperando a declarar, sobre la corrupción urbanística y no tan urbanística, y de un Plan General al servicio de 10 enormes convenios promovidos , no por pequeños o medianos constructores, sino por otros que pretenden crear pueblos nuevos con dinero procedente de empresas Gallegas, entre otros imputados y el de destruir montes protegidos.
De esta manera, el pleno extraordinario fue ridículo.

Y en este caso por ejemplo, se reflejan muy bien algunos de estos principios.

MªBelén Fuentes Cara
Publicidad y RR.PP

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s